In Memoriam: 7 cosas que siempre recordarás de Messenger

Bendito Messenger. La revolución comunicativa de nuestra generación.

Hace ya casi dos años que Messenger dejó de funcionar como tal para integrarse en Skype, pero no por ello debemos olvidar todos los buenos, o no tan buenos, momentos y anécdotas que nos dio desde que Microsoft lo lanzara allá por 1999. Por eso, hoy os traigo 7 cosas que seguro que recuerdas de Messenger, y que por suerte o desgracia, no vas a olvidar nunca.

1. ¿Y ese nick? Nada, es una canción... ¡¡MENTIRA!!, ¿cuántas veces se repitió esa pregunta y esa respuesta? Y bueno, aunque fuera una canción iba claramente como indirecta.

P.D: si ponéis nicknames en Google, una de las primeras búsquedas que aparece es "nicknames guapos".

P.D: la canción podía ser fácilmente de Fondo Flamenco.

2. Y ese nick no estaba escrito de cualquier manera, no, estaba escrito así: "Sii Laa ViiDa te Da MiiL raZoOneS PaRa LloRaR daaLe tÚ MiiL y Unaa PaRa SonReiiR" (he evitado las faltas de ortografía para los sensibles).

3. Los zumbidos. Eran lo peor y lo mejor a partes iguales.

4. Cuando llegó Messenger Plus y el nick se podía poner en diferentes colores. Eso era mágico.

5. El uso de esta carita ":P" en todos sus derivados  (;) ;P) o en su defecto del emoticono correspondiente. No a todo el mundo se le podía permitir que la usara o te la enviara, de hecho había gente a la que se le tenía que haber prohibido su uso.

6. Cuando el ordenador en el que estabas no tenía Messenger, cosa que sólo ocurría en los ordenadores del instituto, recurrías a otros programas de mensajería bastante claves como "eBuddy" o "Messenger FX". Era inevitable.

7. La gente que ponía en su subnick "Soltero/Soltera 100%". O sea, no. ¿Qué les pasaba?

 Y aunque la evolución continuó con otra serie de plataformas como Tuenti, Facebook, Twitter o Whatsapp, el poner estados-indirecta no acabó con el abandono de Messenger.

Según un estudio, muchas de las personas que ponían 100% solteras en su subnick acabarán en e-Darling o Meetic. Para solteros exigentes. Bueno, para solteros.

Estudio Periodismo en la Universidad de Sevilla y pienso mucho aunque no lo parezca. Me gustan el chocolate, los helados y los dulces por encima de casi todo. Soy muy feliz.
Utilizamos cookies para personalizar su experiencia. Si sigue navegando estará aceptando su uso. Más información.